El Fin del Antiguo Régimen



Durante el año siguiente a la toma de la Bastilla, Francia pasó por una mala situación económica, principalmente debido al mal clima que arruinó las cosechas.Para el verano de 1789, debido al hambre generalizada, era común ver campesinos merodeando por los campos en busca de trabajo y comida. Fue entonces que se empezó a correr el rumor de que estos vagabundos eran agentes enviados por los nobles para destruir las cosechas. Esto asustó a muchas personas, y por todo el país las propiedades señoriales fueron atacadas, saqueadas, y quemadas. Esta revuelta se conoce como 'El Gran Miedo.'

La situación de violencia ofreció a los líderes revolucionarios el momento oportuno para finalizar con el Antiguo Régimen sin que los nobles se resistieran. En Agosto de 1789 la Asamblea Nacional Constituyente declaró el fin del sistema feudal y además suprimió el diezmo, que era el impuesto que cobraba el clero.

La abolición del sistema feudal significó el fin de la servidumbre, es decir, el estado por el cual los campesinos eran obligados a vivir y trabajar en las tierras en las que habían nacido, como si fueran parte la propiedad.

A finales de Agosto de 1789, la Asamblea Nacional Constituyente promulgó la Declaración de los Derechos del Hombre y del Ciudadano: un documento que establecía que todos los hombres nacen libres e iguales en derechos; que el propósito de toda organización política es preservar estos derechos; y que entre ellos están la libertad, la propiedad, la seguridad, y la resistencia a la opresión.

La Declaración de Derechos del Hombre y del Ciudadano todavía hoy forma parte de la Constitución de Francia.



Historia Universal >> La Revolución Francesa >> El Fin del Antiguo Régimen
© Copyright 2009-2016 Historia Simple