La Ilíada y la Odisea



Hay dos obras literarias que tuvieron un gran protagonismo en la Antigua Grecia y una colosal influencia en las épocas posteriores. Estamos hablando de la Ilíada y la Odisea. Su autoría es atribuida a un anciano ciego llamado Homero, quien vivió en Asia Menor alrededor del siglo IX a.C.

La idea de que Homero sea el responsable de estas dos sobresalientes epopeyas, la Ilíada y la Odisea, fue varias veces cuestionada. Sin embargo las similitudes en el estilo a lo largo de ambas obras parecen demostrar que así fue. Hay mayor consenso, en cambio, en la idea de que los poemas atribuidos a Homero son producto de una tradición oral, una recopilación de leyendas aqueas.

En aquella época ciertas personas llamadas aedos se dedicaban a viajar de ciudad en ciudad recitando poemas cortos en voz alta. Estos fragmentos a su vez eran escuchados, desarrollados, y vueltos a recitar por otras personas. Se piensa que fue Homero quien los reunió para convertirlos en texto escrito.

En la antigua Grecia, los temas de la Ilíada y la Odisea eran utilizados ampliamente como ejemplos en tratados filosóficos. También era común que aparecieran mencionados en obras literarias y se piensa que eran herramientas con las que se educaba a los jóvenes. La técnica de narración fue un aspecto ampliamente imitado.

Más allá de su influencia cultural, la Ilíada y la Odisea también resultaron útiles para los historiadores. Los dos poemas homéricos constituyen una de las principales fuentes de información sobre los acontecimientos de su época.

Historia Universal >> Los Griegos >> La Ilíada y la Odisea
© Copyright 2009-2014 Historia Simple